Texas Ocupa el Tercer Lugar en la Lista de Peores Conductores

Texas ocupa el tercer lugar en una lista de los 10 estados de EE.UU. con los peores conductores según el número de accidentes fatales y violaciones a las leyes de tráfico en 5 categorías. Conducir en estado de ebriedad es la infracción de tráfico más frecuente en Texas, el 46% de todas las muertes por accidentes de auto en Texas, en 2018, involucraron a un conductor que había estado bebiendo.

“Estos 10 estados con los peores conductores tienen problemas serios, que incluyen conducir en estado de ebriedad y muertes de peatones”, dice el informe de la encuesta realizada por Car Insurance Comparison, empresa que se autodenomina un recurso objetivo de terceros para todo lo relacionado con seguros de automóviles.

Texas había sido el número 5 en la lista de peores conductores de 2019. Su puesto número 3 para 2020 es un empate con Montana. Mientras que Alaska es el No. 1 y Nuevo México es el No. 2.

Además de las muertes por conductores ebrios, 990 de las 3,642 muertes por accidentes de tránsito en Texas en 2018 involucraron exceso de velocidad, dice el informe. Esto representó el 27,2 por ciento de todas las muertes por accidentes de tráfico.

El peor estado, Alaska, tuvo 80 muertes por accidentes de tránsito en 2018, de las cuales el 97.5 por ciento fueron causadas por conducir en estado de ebriedad y a exceso de velocidad, según el estudio.

¿Cómo se Clasificaron los Estados con los “Peores Conductores”?

Car Insurance Comparison dice que sus estadísticas de accidentes de auto en Texas provienen de la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras (NHTSA, por sus siglas en inglés) y el Instituto de Información de Seguros (III). Los investigadores recopilaron datos sobre cada estado formando cinco categorías:

  • Tasa de muerte (accidente fatal)
  • No obedecer leyes de tránsito
  • Conducción descuidada
  • Conducir en estado de ebriedad
  • Exceso de velocidad

En estas 5 categorías principales, Texas obtuvo los siguientes resultados:

  • Tasa de muerte (accidente fatal) – 17°
  • No obedecer leyes de tránsito – 8°
  • Conducción descuidada – 12°
  • Conducir ebrio – 3°
  • Exceso de velocidad – 12°

Cada categoría estaba compuesta por categorías más pequeñas, como ‘muertes de peatones’ y ‘muertes de ciclistas’ en la categoría de conducción descuidada. Se recopilaron estadísticas sobre numerosas subcategorías, lo que dio lugar a una subclasificación. La clasificación general de cada estado se compiló de manera similar a partir de clasificaciones de categorías que se ponderaron. (Lea más sobre la metodología del estudio).

DUI en Texas, la Mayor Causa de Accidentes en el Estado

El informe de 2018 de la NHTSA sobre conducir en estado de ebriedad dice que, de todos los estados, Texas tuvo la mayor cantidad de muertes ocasionadas por conductores que se encontraban bajo los efectos del alcohol, lo que significa que al menos un conductor en cada accidente tenía una concentración de alcohol en la sangre (BAC, por sus siglas en inglés) de .08% o más.

Al menos un conductor bebió en los 1,677 accidentes fatales en Texas en 2018, es decir, el 46% de las 3,642 muertes de tránsito registradas. En los 974 accidentes fatales en Texas en 2018, al menos un conductor registró un BAC de .15% o más.

Un estudio realizado por USDrugTestCenters.com en 2019 encontró que de 2009 a 2018, la cantidad de arrestos a conductores ebrios en Texas se redujo en casi un 33% y que la cantidad de estos arrestos había disminuido en general en los EE. UU. durante los cinco años anteriores.

Poco más de 1 millón de personas en los EE. UU. fueron arrestadas por conducir bajo la influencia de sustancias en 2018, lo que representa casi 1 de cada 10 del total de arrestos realizados en todo el país ese año, dice el informe. Los arrestos por conducir en estado de ebriedad y por conducir bajo la influencia de cualquier sustancia son más comunes que los arrestos por asalto con agravantes, robo, robo de automóvil o fraude.

Según la ley de Texas, un conductor está legalmente intoxicado cuando su concentración de alcohol en la sangre alcanza el .08%. Pero es ilegal conducir si las drogas o el alcohol afectan la capacidad de conducir en cualquier nivel. Un estudio del Centro de Estudios de Educación sobre el Alcohol y las Drogas de la Universidad A&M de Texas dice que incluso una o dos cervezas pueden afectar seriamente el juicio y las decisiones de conducción.

Por un primer arresto por DWI (manejar en estado de ebriedad) en Texas, podría enfrentar:

  • Una multa de hasta $2,000.
  • Hasta 180 días de cárcel tras la condena con tres días obligatorios.
  • Pérdida de la licencia de conducir hasta por un año.

Una segunda ofensa de DWI en Texas se castiga con:

  • Una multa de hasta $4,000.
  • De un mes a un año de cárcel tras la condena.
  • Pérdida de la licencia de conducir hasta por dos años.

Una tercera ofensa de DWI en Texas se castiga con:

  • Una multa de hasta $10,000.
  • De dos a 10 años de prisión.
  • Pérdida de la licencia de conducir hasta por dos años.

¿Cuáles Son Mis Opciones si fui Lesionado por un Conductor en Estado de Ebriedad?

En Texas, si se ve involucrado en un accidente de auto causado por otro conductor, la ley le permite buscar una compensación por sus lesiones y pérdidas, incluidos los daños a la propiedad. Este es un asunto civil separado de cualquier enjuiciamiento penal por cargos por conducir en estado de ebriedad. El pago generalmente viene del seguro de auto del conductor culpable.

Después de un accidente de auto que cause lesiones personales, debe llamar de inmediato al 911 para informar a la policía sobre el accidente y llamar a los servicios médicos de emergencia, si es necesario. Debe informar a su proveedor de seguros de automóvil sobre el accidente, quien se pondrá en contacto con la aseguradora del otro conductor si se cree que la otra parte tiene la culpa.

La forma en que las aseguradoras responderán a su reclamo puede depender de las circunstancias de su accidente y del alcance de sus lesiones y otras pérdidas. A medida que aumentan sus gastos y pérdidas, disminuye la probabilidad de recibir un pago total del seguro. En muchos casos, una aseguradora ofrecerá un acuerdo por mucho menos del valor de sus pérdidas reales o rechazará la reclamación por completo.

La mejor manera de asegurarse de que una compañía de seguros no se aproveche de usted, después de haber resultado gravemente herido en un accidente causado por un conductor en estado de ebriedad, es hablar con un abogado de accidentes de auto local lo antes posible. Un abogado de accidentes de auto en Texas de Herrman & Herrman, P.L.L.C. puede investigar para determinar quién tuvo la culpa del accidente y calcular todos los costos y pérdidas legalmente pagaderos. Un abogado DUI en Texas, con experiencia en accidentes por conducir en estado de ebriedad, puede presentar un reclamo por usted, negociar un pago apropiado y presentar una demanda de accidente de auto y llevar su caso ante los tribunales.

Contacte a Nuestros Abogados de DUI en Texas

Los abogados de Herrman & Herrman, P.L.L.C. pueden ayudarle a obtener justicia después de haber sido lesionado en un accidente ocasionado por un conductor en estado de ebriedad en el sur de Texas. Hemos representado a miles de clientes con lesiones graves y tenemos un historial de éxito.

Contáctenos hoy al (361) 882-4357 o complete nuestro formulario de contacto en línea. Tenemos oficinas en Corpus Christi, Brownsville, McAllen y San Antonio, TX.

About the Author

With over 100 years of combined experience among the legal team of Herrman & Herrman, P.L.L.C., our Texas personal attorneys have successfully resolved over 20,000 cases. When representing injured Texas residents, we fight for justice against wrongdoing and aggressively pursue the best resolution to complex personal injury claims. Start down the road to recovery by contacting us for a free initial consultation and case evaluation.

LIVE CHAT